Manuel Cabrera - C.V.L.C. Minerva

Buscar
Vaya al Contenido

Menu Principal

Manuel Cabrera

Mención de Honor



VIDA Y OBRA DE MANUEL CABRERA "LA FIERA".-
   
          Con esta sección lo único que pretendemos es que los aficionados a la vela latina y demás personas que se han incorporado hace poco a este mundo conozcan a una de las personas que contribuyeron con este deporte, aportando ideas y creando otras, como por ejemplo la creación de un tipo de vela plana, y/o ayudando a todas las personas y embarcaciones que le solicitaban su consejo o ayuda, así como al engrandecimiento de su embarcación de toda la vida: el Minerva.




(Poema dedicado por Fernando Roque)

Trabuco Manuel Cabrera
en regata desigual
achicando hasta el final
y sin aferrar vela.
---------------------------
La gran familia botera
lamenta el echo fatal
y levanta un pedestal
a quien mejor hizo escuela
-------------------------
Quien se embarque en su Minerva
Por muchas generaciones
tendrán un montón de razones
para navegar sin tregua
-------------------------
Imaginándolo en tierra
con cachorro de ocasiones
prismáticos de ilusiones
y el corazón puesto en ella
-------------------------
Nadie la soñó tan bella
ni le entrego sus amores
con la pasión de aquel hombre
conocido por la fiera
------------------------
Se llamo Manuel Cabrera
y no olvidaran su nombre.




VIDEO DEDICADO A MANUEL CABRERA "LA FIERA"






VIDEO ENTREVISTA A MANUEL CABRERA "LA FIERA" EN AÑO 1990







SU HISTORIA.-








I) Información aparecida en la revista "El boyón de la campana".




          Nacido en 1923, se crió en el ambiente marinero de la isleta y del Refugio. Allí conoció a maestro Pancho "el velero" a quién gustaba visitar todas las tardes para ver como trabajaba las velas. Fué tripulante del primer Minerva cuando era su dueño el carpintero de ribera, marinero y patrón Maestro "Juan Marrero".
A finales de los años 50 trabajó con Valido y Santiago Torres en la recuperación del Minerva y continuó dedicándole tiempo y esfuerzo. La historia de este bote es también la historia de "la fiera", que debe este sobrenombre a un fuerte temperamento aunque su enojo desaparecía con rapidez para dar paso al hombre amable y servicial que en realidad era.
En 1969, en una regata con el portuarios, el Minerva trabuca y se hunde. Manuel Cabrera iba de tripulante, como siempre, y así contaba en el vídeo de la historia de su bote lo que pasó:
- ..el Minerva iba a barlovento y p'alante como una rueda de fuego, la mar iba a comerse a uno, vino una racha y nos cogió en el alto de mar y nos trabucó. Ellos se quedaron hasta arriba.
Habla entonces su hijo Antonio ( el canelo) y explica que cuando el bote se estaba hundiendo, mientras el iba al portuarios a buscarle un salvavidas a su padre, este aguantaba la palanca en un intento desesperado por mantenerlo a flote, mientras las lágrimas caían "como chochos" por su cara. La fiera sentado al lado de su hijo, con los brazos cruzados sobre el pecho afirmó profundamente: Sí, aquel día lloré como un niño. Ese Minerva que se hundió es el mismo que se aprecia en la fotografía de al lado.
Además de dedicarse al Minerva en cuerpo y alma, Manuel Cabrera cortaba y ponía velas a cuantos botes se lo solicitaban, aunque al día siguiente pegara con ellos. Ha dejado a este deporte la vela plana que lleva su nombre y ha sido imitado por diseñadores posteriores pues fue un hombre que supo transmitir sus conocimientos a los más jóvenes. Son muchos los que le recuerdan y todos coinciden en que era un deportista honrado y desinteresado al que no le gustaba la desigualdad; dispuesto siempre a hacer cualquier cosa que estuviera en sus manos para ayudar a los demás. También supo legar a sus hijos, Juan y Antonio, y a sus nietos, Alejandro, Cesar e Israel la afición que hizo de el una leyenda.
En 1994, ya ingresado a causa de una dolorosa enfermedad que acabó con su vida, dicen que el Minerva era su obsesión y repetía constantemente: No me dejen de sacar el bote.
Manuel Cabrera "La Fiera" murió la noche de San Juan, pero su recuerdo navegará para siempre en el bote que tanto amó, en el corazón de cuantos le conocieron y en la historia de la vela latina canaria.



La Saga de Manuel Cabrera.-



"Manuel Cabrera en sus años como preparador y tripulante"

Campeón del campeonato:1941,1944,1970,1974,1975,1976.
Subcampeón del campeonato:1971,1977,1978.
Campeón del Eliminatorio:1973,1974,1975,1981,1990.
Subcampeón del Eliminatorio:1978,1979.
Campeón Trofeo San Ginés(Lanzarote):1982.



Descendientes:

                                                                                 
                 Antonio "Canelo"                                                                                Juan Cabrera


Campeones del Campeonato:1970,1974,1975,1976.
Subcampeones del Campeonato:1971,1977,1978.
Campeones del Eliminatorio:1973,1974,1975,1981,1990,2002
Subcampeones del Eliminatorio:1978,1979
Campeón del Trofeo Federación: 2002
Campeones del Trofeo San Ginés(Lanzarote):1982
   




                    

                      Israel                                                       Alejandro                                                 Cesar


Campeones del Eliminatorio:1990,2002
Campeones del Trofeo Federación:2002

            




                                   
     Almudena(nieta)                  Evelyn (bisnieta)                          Imanol (nieto)                    Isabel (nieta)




NOMBRES ILUSTRES DE LA VELA LATINA.-








II) Texto extraído del libro "Al corazón de la vela latina" de Fernando Roque.-

             En este capítulo trataremos de descubrir algunos secretos del diseño de las velas, y para ello hemos charlado ampliamente con personas especializadas en la materia como Manuel Cabrera, maestro imitado por hombres como Santi Ceballos, Quique Boissier o nuestro asesor técnico Víctor Regalado, así como Luis Martínez.
             Manuel Cabrera, además de ser alma, corazón y vida del Minerva, ha repartido generosamente conocimientos y trabajo entre toda la familia botera, cortando velas gratuitamente para embarcaciones rivales. No solo es maestro imitado por todos los diseñadores actuales, sino que, además, el tipo de vela plana lleva su nombre. Es una leyenda viva por derecho propio.
             Las velas denominadas planas, tipo Manuel Cabrera, llevan hasta un máximo de 6 centímetros hacia dentro del triángulo por el grátil, y entre el puño de amura y el teórico lugar del zuncho de la palanca, para describir una curva contraria con máximo de 3 centímetros y desde el citado zuncho hasta el pico de la vela.



 
Preparando el bote antes de la regata (1970)



III) El siguiente fragmento está sacado de una entrevista realizada a su persona por el periódico Canarias7 en 1990.-

          - Con 9 o 10 años, Manuel Cabrera comenzaba su afición a la vela latina de la mano de su padre, aficionado al bote "14 de Abril", y era uno más de los chiquillos que echaban una mano para arranchar el bote en los "Varaderos Jorge".
          - Después de la guerra fue cuando empecé ya a ir como tripulante en el "Minerva", que fue siempre mi bote. Menos a la caña, que nunca se me dio bien, fui a todos los puestos, al principio sobre todo al lastre. También iba al palo, a la escota o a la amura.......a lo que hiciera falta.
            - Manuel, comentaba antes que su afición comenzó en esos varaderos donde se construían todo tipo de embarcaciones, entre ellas los botes. Dicen algunos veteranos que las formas de aquellos botes eran mejores que las de hoy. ¿Qué diferencias había entre aquellos botes y los de hoy en día?.
          - El que diga semejante disparate es que no tiene ni idea. Las embarcaciones de hoy son mucho más fuertes y marineras que las de antes. De hecho, la manga era antes 1,90 y hoy llega hasta 2,40. Y, desde luego, son mucho más rápidas. Lo que sí es verdad es que antes se construía mucho mejor y había muchos carpinteros de ribera, y en mi opinión el número uno de todos los carpinteros de Canarias y de España era maestro Pepe Acosta.
           - Entonces, ¿Por qué los tiempos invertidos en las regatas actualmente no son mejores que los de antaño?.
         - Pues por una razón muy sencilla. Antes no estaba la Avenida Marítima y el agua llegaba mucho más adentro en las ensenadas; en aquella época, un bote podía salir con viento de tierra desde el muelle de Las Palmas y seguir con la misma vuelta hasta la baliza de llegada. También había más alternativas, como entre dos piedras de una baja que se llamaba "las dos hermanas", y ganar una regata gracias a esto.
         - En estos años ha tenido ocasión de conocer a muchos patrones. ¿Han mejorado mucho hoy los patrones?.
        - Antes también había patrones buenísimos. Rafael Martín, por ejemplo, dicen que era el mejor patrón gobernando un bote. También me gustaba mucho Antonio "Piteras", Domingo Oramas y Gabriel Bruno. A lo mejor no sabían tanto de táctica de regata, pero tampoco hace falta tanta historia para hacerle una regata a otro bote si eres superior. De los últimos, han sido muy buenos Paco Beneyto y Santi Ceballos.
        - Siempre ha tenido gran fama de preparador. ¿Existe algún secreto para preparar un bote y que sea ganador?.
        - Hay cosas que son fundamentales, como colocar la orza según la línea de flotación, que no es la línea que hoy se traza así como así. Luego está el palo, que es la columna vertebral del bote, y que es tan importante que puede "mancar" la embarcación si no sirve. También hay que tener una buena palanca y una vela cortada para ella. Hoy día no hay buenos preparadores. Los patrones del Club Náutico se creen que saben mucho, pero de botes saben poco.
        - ¿Como llegó a ser preparador de botes?
       - A mí siempre me gustaba fijarme en cómo preparaban sus botes los patrones, aunque había algunos que no sabían preparar, como Gabriel Bruno. Muy bueno era Domingo Oramas, pero del que más aprendí fue de Antonio "Piteras". Y a trazar velas me enseño mucho "maestro" Pancho el velero. Trazaba con bruscas y según la palanca de cada bote.
        - ¿Ha ganado dinero alguna vez con los botes?.
      - Nunca, jamás. Y precisamente la vela se está echando a perder hoy por culpa del dinero; todos quieren cobrar y no hay dinero para pagar a todos, porque, ¿y los tripulantes, qué?. Hubo una época que yo trazaba las velas de todos los botes. A veces iban a esperar a que saliera de trabajar, de madrugada, para que les cortara una vela, y nunca decía que no, a pesar de que no cobraba ni un duro.




Foto realizada durante la entrevista


IV) Entrevista realizada para la prensa el 3 de Abril de 1970.-

       Manuel Cabrera es el personaje de hoy, de los muchos que realizando una actividad continua en pro de la vela latina, se mantienen marginados. De los que solo cuentan en los varaderos; a quienes solo los propios responsables de las embarcaciones saben agradecer la labor que realizan.
Por ello lo traemos a estas columnas. ESLORA, siempre atenta a la actividad marinera de este deporte tan nuestro, quiere llevar a sus lectores, las impresiones de estas personalidades de nuestro deporte.
Hoy Manuel Cabrera:
-- Aunque me gustan otros deportes como el fútbol, mi verdadera afición de siempre ha sido la vela latina y más concretamente por el Minerva y con anterioridad por el Paca.
¿ Le da usted dinero realizar la actividad de preparador del bote?.
-- ¡Que vá! Es más, le puedo decir que a veces tengo que desembolsar dinero de mi bolsillo para cualquier cuestión. Aunque, claro, no siempre gasto dinero, por que no puedo tampoco hacerlo; si pudiese lo haría con bastante satisfacción, créalo.
¿Qué le pasó al bote el domingo con la falúa japonesa?
-- No fue una falúa japonesa sino una rusa la que embistió por detrás a nuestro bote destrozándole completamente el macho.
¿Ocurren estos percances con bastante frecuencia?
-- Con bastante. Los rusos son unos imprudentes a la hora de acelerar los motores cuando efectúan maniobras. Claro que nosotros no reclamamos nada porque la avería se podía fácilmente reparar.
¿Cuál ha sido su mayor satisfacción?
--Que el bote se quedará campeón.
¿ Y decepción?
-- Cuando le veo que no rinde lo suficiente.
¿Cuál es su opinión del bote viejo?
-- Que era mucho menos embarcación que esta de ahora, aunque para mi siga siendo la mejor.
Manuel Cabrera es el hombre que siente preocupación por todo cuanto acontece al Minerva. El siempre está dispuesto a todo, allí en el varadero. Desde hace 9 años el Minerva cuenta con un fiel seguidor que siente todo lo que pueda sucederle al bote y que cuida de todos sus pormenores para que se encuentren siempre a punto.



   Desarranchando el bote



V) Entrevista realizada el 14 de octubre de 1973 al ganar el Torneo Eliminatorio de la Caja.-

Don Manuel, ¿dónde podríamos encontrar al presidente del Minerva?
-- Si le digo le engaño. En la federación figura como presidente Santiago Torres, pero él ya hace un par de años que no aparece por allí.
¿Entonces quién se ocupa de las cosas de la sociedad?
-- Yo lo hago todo, desde cuidar la embarcación hasta hacer los trámites de fichas y todo lo que se relaciones con nuestro bote.
Lo que quiere decir que se le puede considerar como presidente....
-- Oficialmente no lo soy, pero si vengo desarrollando todas la funciones desde hace varias temporadas.
¿Y no piensan elegir a una persona que se ocupe un poco más de todas las cosas relacionadas con el Minerva?
-- Sí que lo hemos pensado y hasta tenemos un nombre.
¿Cuál?
-- Jose Medina Alfonso
¿ Y Ramón Gutiérrez "el majorero", ha dejado el bote?
-- No, el está dispuesto a salir a la caña del bote en cuanto se lo pidamos.
Lo que quiere decir que no es el patrón del bote...
-- Nuestro patrón en la temporada concluida es Beneyto.
¿Cómo así disponiendo de 2 patrones lo sacó un 3 el domingo?
-- Resulta que Beneyto no se podía embarcar y Ramón Gutiérrez estaba en el sur pescando con un directivo del bote: entonces Jose Quintana, cuando se lo pedimos, se ofreció encantado, de lo que le estamos profundamente agradecidos, mucho más por haber conseguido el triunfo.
¿Qué le pareció la regata?
-- La ví bastante fácil después de la primera vuelta, pués en esta varió el viento y nos perjudicó bastante.
¿Cómo vió al Porteño?
-- Bién al principio, luego se acabó.
¿Y al Alcaravaneras?
-- Muy mal. Este bote anda renqueando. Se benefició sólo en la primera vuelta cuando se produjo aquel cambió de viento, nada más.
¿Contento del rendimiento del bote esta temporada?
-- Mucho , sino llega a pasar lo del San José se hubiera clasificado como subcampeón del campeonato.
¿Qué fué?
-- Como ústed recordará nos descalificaron.
¿Quiénes fueron los protagonistas del éxito?
-- Como patrón: Jose Quintana
Tripulantes: Juan Cabrera Hernández
Juan Cabrera Mujica
Arístides y otro tripulante del Morales
Barrabas
Goyo
Pollo de los reyes
¿Celebraron el éxito?
-- Con alegría, simplemente y un almuerzo.
¿Le harán alguna reforma al bote?
-- No, sólo pintarlo antes de que se inicie el nuevo campeonato. Lo que si pensamos es comprarle una vela nueva.
Don Manuel Cabrera y todos los tripulantes y partidarios del bote Minerva están contentos por el triunfo conseguido por este que se ha adjudicado la Vela de Plata donada por la Caja Insular de ahorros al vencedor del torneo eliminatorio que todos los años se corre bajo su patrocinio.



Celebrando el triunfo


VI) Recorte de periódico aparecido el 26 de marzo de 1994.-





VII) Texto sacado del libro "Al corazón de la vela latina" 2º edición (Año 2004).-

         Nuestro deporte despide con gran tristeza a una persona sencilla, pero enorme en lo que ha significado para este deporte.Nos referimos a nuestro siempre admirado Manuel Cabrera, alma de su historico Minerva, de lo más grande y completo de nuestro deporte: tripulante, preparador, cortador de velas (hasta el punto de que el tipo de vela plana recibió su nombre), de tremendo caracter, pero tan generoso, que en visperas de regata contra algún rival no le importaba prepararle el bote, a pesar de que luego le costara perder alguna regata. La temporada 2002 ha sido una dedicatoria ¡Como se hubiera sentido el año 2002 viendo como su nieto Israel, a la caña de "La escoba", conseguía dos de los títulos en juego.



GALERÍA DE FOTOS.-





Homenaje de la federación de vela latina canaria.-







FALLECIMIENTO DE MANUEL CABRERA.-

Manuel Cabrera Ortega falleció el 24 de junio de 1994 en el Hospital del Sabinal después de una larga enfermedad. Sus últimas palabras fueron "No dejen de sacar el bote"....





Entrevista a Santiago Ceballos patrón y preparador de botes.-




Esquelas del periódico.-





Lápida del cementerio.-







          Y hasta aquí un poquito de la historia de Manuel Cabrera Ortega, más conocido por "La Fiera". Excelente preparador y mejor persona. Unos de los grandes deportistas que ha pasado por la vela latina canaria.Hasta siempre "Fiera".





Fechas conmemorativas.-

         Durante estos 20 años que han pasado venimos realizando un concurso "Memorial Manuel Cabrera" que este año cumple su 13º celebración. Aparte se realizaron 2 camisas conmemorativas por los 10 años de su fallecimiento y los 20 años celebrados este último en el año 2014.


Camiseta conmemorativa por los 10 años del fallecimiento.



camiseta conmemorativa por los 20 años del fallecimiento de Manuel Cabrera




camiseta conmemorativa por el 8º Memorial Manuel Cabrera




Regreso al contenido | Regreso al menu principal